¿No te ha pasado que a veces sientes que necesitas desconectarte de todo? ¿Has pensado algún momento en viajar solo? Yo sé que sí, pero no lo hiciste quizá por miedo, entre otras cosas. Sin embargo, ahora te retamos a hacerlo y a continuación te dejamos 8 razones por las cuales deberías hacerlo ya mismo.

 

  • Conectar contigo misma
    Creo que esta es una de las razones más importantes por la que deberías animarte a viajar solo. Olvídate por un momento de las responsabilidades, de los proyectos, de los problemas que te esperan al volver, olvídate de todo. Al hacerlo te encontrarás contigo misma y podrás utilizar este tiempo para conocerte mejor, verás que descubrirás cosas que posiblemente no sabías que eras capaz de hacer. Esto te ayudará a valorarte más y a ser feliz contigo misma.

  • Desafías tus miedos
    Deja tus miedos e inseguridades de lado, no hagas caso a esa voz en tu cabeza que te dice  que algo puede salir mal. Arriésgate que la vida es una aventura desafiante. El miedo solo lo crea nuestra mente para tratar de protegernos, pero no debemos dejar que este tenga el control de nuestras vidas. Una de la mejores maneras de empezar a enfrentar tus miedo, es justamente esta, lanzarte a la aventura. Un viaje puede darte la oportunidad de descubrir que tan aventurera, fuerte y valiente puedes llegar a ser.

 

  • Te ayuda a cerrar ciclos
    Viajar solo te ayudará a desconectarte del mundo, podrás aprovechar este tiempo a solas para pensar bien las cosas acerca de alguna decisión que has tomado o que quieres tomar. Está demostrado que viajar ayuda a relajar la mente, por ello al hacerlo podrás encontrar mejores soluciones a tus problemas, ya que a veces el cerebro necesita de un pequeño descanso para deshacerse de los viejos pensamientos que muchas veces nublan nuestro juicio. Además, te ayudará a darte cuenta que no necesitas de nada ni nadie para pasarla bien, que todo depende de nosotros y ser felices con nosotros mismos es lo único que nos mantendrá felices por siempre.

 

  • Tú pones los límites
    Cuando viajas solo tú pones tus propios límites, serás el único encargado de tomar las decisiones, podrás ponerte a prueba de lo que eres capaz de hacer, te vas a animar a vivir nuevas experiencias, a probar y hacer cosas nuevas que quizá no las harías estando con compañía por vergüenza al “qué dirán”.

 

  • Conoces gente nueva
    Cuando viajas con compañía tiendes a hablar, interactuar y compartir solo con ellos, ya que las personas cuando estamos acompañadas solemos ser más cerradas a la hora de socializar con la gente. Mientras que, si viajas solo tendrás muchas más posibilidades de hacer nuevos amigos, además, tendrás la necesidad de hablarle a alguien que no conoces, ya sea para preguntarle por algo, pedirle que te tome una foto, etc. En el mundo hay casos de grandes amistades que nacieron de estas pequeñas interacciones.

 

  • Tú eliges el ritmo
    La mayoría de veces que salimos de viaje solemos tener un itinerario armado que se tiene que ajustar a lo que tus acompañantes desean hacer. Suele pasar que quieres visitar cierto lugar, pero las personas con las que estás no desean hacerlo, así que dejas de conocerlo para evitar entrar en una discusión y no puedes elegir exactamente lo que quieras hacer. Sin embargo, al viajar tú solo, ese itinerario solo dependería de ti, de tus gustos, de tus anhelos y de lo que quieras hacer. ¿No sería genial que en tu viaje hagas exactamente todo lo que deseas?

 

  • Aprenderás a administrar mejor tu dinero y a economizar
    A todos nos ha pasado que cuando viajamos los primeros días gastamos desmesuradamente y después terminamos pidiendo dinero prestado a nuestros amigos. Sin embargo, al viajar solo esta posibilidad no existe. Desde el primer día vas a tener que aprender a gestionar bien tu dinero y verás que terminarás ahorrando.

  • Tendrás recuerdos inolvidables
    Una de las cosas más divertidas de viajar solo es que de todas maneras te pasarán cosas que jamás olvidarás, estoy segura de eso, y las guardarás como las mejores anécdotas de tu vida que en un futuro podrás contar a tus nietos.

¿Y? ¿Ya te animaste a hacerlo?

¡Vamos! ¡Vuela tú antes que la vida!

Estoy más que segura que después estarás orgullosa de haberlo hecho y recordarás con mucho anhelo todas las aventuras y momentos inolvidables que viviste.

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of